9 preguntas que querrás hacer durante la entrevista de trabajo

9 preguntas que querrás hacer durante la entrevista de trabajo

Has recibido esa llamada que tanto esperabas para realizar una entrevista. Te lanzas a prepararla y a tratar de anticipar las respuestas a las preguntas que puede plantearte el entrevistador durante el encuentro. Sin embargo, no debemos olvidar que la entrevista es el momento ideal para obtener la información que necesitas para saber si encajas con la empresa. En la última etapa de la entrevista, en la que el seleccionador te ofrece la oportunidad de hacer preguntas y es a veces la gran olvidada, quizás sea la que esconde la información para saber si realmente te interesa el puesto. ¿No sabes por dónde empezar? Te ayudamos a preparar esa parte con algunas ideas de preguntas que te ayudarán a resolver tus dudas, a presentarte como un candidato proactivo y a reflejar tu compromiso.

1. ¿Cuáles son las siguientes etapas del proceso de selección?

Si el desarrollo de esta primera entrevista te ha servido para corroborar que ese es el puesto por el que quieres apostar, plantear esta pregunta tendrá un impacto doblemente positivo. Por un lado, conocer los tiempos establecidos para el proceso nos ayudará a suavizar la incertidumbre post-entrevista. Por otro, esta pregunta refleja tu interés por permanecer dentro del proceso y, por tanto, por el puesto.

2. ¿Por qué estáis buscando a alguien para este puesto?

Hay preguntas que pueden ser especialmente reveladoras. Interesarse sobre por qué están buscando cubrir esa vacante es una de ellas. Y estos son dos de los posibles escenarios con los que puedes encontrarte:

  • Amplían el equipo y es un puesto de nueva creación. A priori esta es una buena señal, ya que tal vez signifique que la empresa está creciendo y tengan la necesidad de añadir otras piezas clave al equipo para seguir avanzando. Y ahí estás tú, dispuesto a asumir ese nuevo reto profesional en un escenario que se presenta alentador.
  • Sustituyen a alguien. En este caso, la pregunta para la que resultaría interesante tener respuesta es “¿Por qué motivo ha quedado libre esa vacante?”. Puede que se haya producido un despido, que la persona que ocupaba el puesto haya decidido marcharse por desavenencias con la empresa o, sencillamente, que haya optado por aprovechar una nueva oportunidad profesional. Este puede ser un buen momento para tratar de tantear si la empresa apuesta realmente por retener sus talentos o, por el contrario, los deja escapar. No obstante, si la respuesta no es lo suficientemente clara, no descartes la opción de indagar a través de otras fuentes la posible razón por la que ese puesto quedó libre.

3. ¿Qué cualidades buscáis en la persona que ocupará el puesto?

Te interesa conocer qué es lo que la empresa espera de la persona que quieren incorporar al equipo, así que puedes plantearles qué es lo que buscan especialmente en ese perfil. ¿Son esas cualidades algunos de tus puntos fuertes? ¿Crees que tu forma de trabajar e implicarte en proyectos puede realmente encajar con el perfil que están buscando? Si la respuesta es afirmativa, puedes aprovechar la oportunidad para expresar cómo tu bagaje profesional, formación y otras habilidades pueden encajar en esa descripción. Por ejemplo, puedes exponer alguna experiencia profesional que ponga de manifiesto tu contribución a la hora de resolver un problema, optimizar procesos o incluso marcar puntos de inflexión en proyectos de los que has formado parte.

4. ¿Cómo se organizan los equipos dentro de la empresa?

Especialmente si se trata de una empresa de una envergadura importante, te interesará saber cómo se organizan e interrelacionan los diversos departamentos y equipos que los forman, para obtener una idea más clara de cómo se desarrollan los proyectos que implican a diversos perfiles y áreas de la empresa. Por ejemplo, puedes indagar sobre las vías de comunicación y colaboración que hay establecidas entre departamentos para el desarrollo de un producto o el lanzamiento de un nuevo proyecto. Esto tal vez te lleve a querer concretar más acerca de cómo está integrado tu puesto en esa organización de equipos.

Otra pregunta que quizás te interese plantear es quién será tu responsable directo. Te dará pistas acerca de la estructura de tu equipo, e incluso sobre las jerarquías que hay establecidas en tu área, y a valorar si crees que te sería cómodo encajar en ese esquema.

5. ¿En qué proyectos trabaja el equipo actualmente?

Para que después no haya sorpresas, es importante plantear esta pregunta. Especialmente, porque esta información no suele aparecer en la oferta publicada, y si después de aceptarla esos proyectos no son lo que esperabas, tal vez ese prometedor giro profesional pueda acabar por mermar tu energía y motivación. Así que no dudes en plantear tus dudas sobre los proyectos que se desarrollan de forma clara y, mejor todavía, a informarte sobre cómo podrás tú contribuir a ellos desde tu puesto. Estas respuestas te ayudarán a identificar si es el tipo de proyectos que tienes en mente y si sus características te animan a involucrarte.

6. ¿Hay posibilidades de formación para seguir desarrollando mi carrera?

La respuesta a esta pregunta puede decirte algo importante: si la empresa apuesta por cuidar y cultivar el talento. Si la respuesta es afirmativa, significa que quieren que ese talento también siga creciendo junto a la empresa, a través de formaciones especializadas que permitan esa valiosa actualización de conocimientos. Así que no dudes en comentar esta cuestión cuando tengas la oportunidad. Mostrarás, además, que quieres seguir aprendiendo y desarrollando tu carrera profesional.

7. ¿Hay posibilidades de ascenso?

Si además de seguir adquiriendo habilidades, te planteas seguir avanzando en tu carrera profesional gracias a promociones internas, es una pregunta que resultará interesante plantear desde las primeras etapas del proceso de selección. No solo expone tu interés personal, sino que también refleja tu intención de unirte al proyecto con el compromiso de hacerlo crecer y avanzar con él.

8. Bonus: otras preguntas sobre el funcionamiento y los planes de la empresa

Las preguntas planteadas anteriormente seguramente te habrán resuelto muchas dudas. Pero si el puesto y el proyecto de la empresa te resultan atractivos, puedes plantearle a tu entrevistador otras preguntas sobre el desarrollo o el funcionamiento de la empresa. Por ejemplo, puedes interesarte por el rumbo que está tomando la empresa para seguir creciendo o por sus planes de expansión. De la misma forma que pueden plantearte la legendaria pregunta de “¿Dónde te ves de aquí a 5 años?”, tú también puedes plantearles esa misma cuestión.

Otra cuestión que puede ser relevante para ti según la naturaleza de tu puesto es preguntar por su manera de financiarse. Es una cuestión delicada que debe plantearse con sutileza, pero entender cómo se financia la empresa, de dónde provienen los fondos si se trata de una fundación o ONG, etc. también puede ayudarte a saber si la empresa encaja o no con tus valores.

No olvides que el desenlace ideal de todo proceso de selección requiere algo fundamental por tu parte: que tú también tengas la certeza de haber encontrado el puesto que quieres ocupar. Así que mientras tratas averiguarlo, ¡no te dejes nada en el tintero!

Foto de WTTJ

Sigue a Welcome to the Jungle en Facebook, LinkedIn, Instagram o Twitter y suscríbete a nuestra newsletter para recibir nuestros últimos artículos.

Núria López

Periodista freelance

  • Añadir a favoritos
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en LinkedIn

Preparar una entrevista

La clave para realizar una buena entrevista de trabajo es estar bien preparado. Por ello, te damos nuestros mejores consejos para que estés tranquilo…

¡Síguenos!

Cada semana en tu bandeja de entrada, una selección de consejos y de nuevas empresas que contratan

Puedes darte de baja en cualquier momento. No somos susceptibles, prometido. Para saber más sobre nuestra política de protección de datos, haz click aquí

Y en nuestras redes sociales: