Cómo adaptar tu candidatura para cada oferta de empleo

Cómo adaptar una candidatura a una oferta de empleo

Durante tu búsqueda de empleo, es normal que envíes candidaturas a varias ofertas de trabajo. Para ahorrar tiempo, puede que caigas en la tentación de crear un currículum intercambiable que se adapte a los distintos puestos y empresas. Sin embargo, adaptar tu currículum y carta de presentación a cada anuncio, aumentará tus probabilidades de atraer la atención.

¿Por qué debes adaptar tu currículum a la oferta de empleo?

Adaptar tu currículum y carta de presentación a cada vacante es esencial para indicar a la empresa tu motivación y mostrar que tu perfil coincide con sus necesidades. Por supuesto, esto es algo que requiere tiempo, pero te ayudará a marcar la diferencia.

Cada compañía y cada puesto son únicos. Por ello, la empresa debe percibir que te diriges específicamente a ellos, que deseas trabajar allí más que en cualquier otro lugar.

Adopta el punto de vista de tu interlocutor

La persona que te va a entrevistar probablemente haya recibido docenas de candidaturas, pero solo va a seleccionar las que encajen completamente con las características que está buscando: formación, experiencia, personalidad, valores morales, etc. Por esta razón, es importante que personalices tu candidatura y te tomes el tiempo de entender claramente cómo es la vacante y la empresa.

Para lograrlo, ponte en el lugar del entrevistador. No observes las cosas desde tu punto de vista sino desde el suyo, para de esa forma definir su perfil de candidato ideal. Después, examina tu recorrido de la siguiente forma: piensa en qué experiencias, conocimientos prácticos o habilidades podrías resaltar para demostrar que eres el candidato perfecto. No se trata de inventar, mentir o tergiversar tu historia, sino de contarla desde el ángulo más conveniente.

Añade un apartado para captar la atención

Presta mucha atención al principio de tu historia, pues es determinante para invitar al lector a leer el resto. En el currículum, esto consiste en explicar de entrada el contenido y agregar una sección aparte, por ejemplo un recuadro en la parte superior de la página, que destaque y llame la atención. Allí puedes mencionar tu profesión, estudios, habilidades específicas, o incluir un resumen de tu recorrido.

Este apartado todavía será más útil si tienes un recorrido fuera de lo común, pues te permite justificarlo y valorizarlo. Por supuesto, debe encajar con los requisitos de la oferta de empleo para demostrar al entrevistador que tu perfil se corresponde con lo que está buscando. El resto de tu currículum debe aportar ejemplos concretos que ilustren el contenido de esta sección.

Por ejemplo, si la vacante es para director artístico, menciona al principio del currículum que esta es tu profesión, que cursaste un grado en una universidad prestigiosa y que tienes dos años de experiencia.

Un segundo ejemplo: cursaste un año de estudios en el extranjero gracias a una beca Erasmus, acabas de volver a casa y buscas un trabajo. Puedes crear un recuadro con un texto corto que explique brevemente tu recorrido, lo que la experiencia te enseñó y las habilidades personales que te permitió desarrollar, que a ser posible deben coincidir con las requeridas para el puesto.

Selecciona las experiencias adecuadas

Tu currículum no debería ser una larga enumeración de experiencias colocadas en el mismo plano. Según la empresa y el puesto al que aspires, algunas experiencias serán más pertinentes que otras, y esas son las que debes resaltar. No es necesario que descartes las demás (a nadie le gusta un currículum lleno de lagunas), pero puedes mencionarlas de manera más breve.

Por ejemplo, si envías una candidatura a una pyme, destaca tus experiencias en este tipo de empresas. ¿La gestión de equipos es esencial para la vacante? Entonces haz hincapié en tus experiencias como mánager. De igual forma, si la compañía busca un candidato con experiencia internacional, resalta tus viajes y experiencias profesionales o tus prácticas en el extranjero.

Asimismo, con respecto a tus estudios, haz énfasis en los relacionados con el puesto al que postulas y menciona los demás pero sin detallarlos demasiado. Por el contrario, si una experiencia (por breve que sea) encaja completamente con el puesto en cuestión, no dudes en destacarla.

Adopta el tono adecuado en tu carta de presentación

Analiza los términos utilizados en la oferta de empleo y usa un lenguaje y formulación similares. Si hay palabras que se repiten en el anuncio es porque son particularmente importantes para la empresa, así que recuerda retomarlas en tu currículum o carta de presentación.

Igualmente, si el anuncio es muy técnico, adáptate y emplea un vocabulario técnico. Si la oferta insiste en el crecimiento acelerado de la empresa y su posición como líder en el mercado, demuestra que estás en consonancia con esta mentalidad de vencedor. Por otra parte, si la compañía transmite un ambiente completamente relajado, opta por proyectar una actitud distendida.

Para ello, no dudes en averiguar todo lo que puedas sobre la organización y consultar su página web, redes sociales o perfil en Welcome to the Jungle, con el fin de comprender la cultura empresarial y adaptar mejor el tono de tu carta de presentación.

Destaca tus experiencias personales

Las ofertas de empleo suelen mencionar cualidades o rasgos de la personalidad que no son fáciles de demostrar, a menos que digas directamente: “soy creativo” o “tengo mucha iniciativa”, pero esto no prueba gran cosa.

Así pues, ¿cómo demostrar tu creatividad, tu capacidad de trabajar en equipo o tu sentido de la responsabilidad? Sencillamente, destacando tus compromisos y experiencias tanto personales como profesionales:

  • ¿Organizas con regularidad eventos culturales en tu tiempo libre? Esto quiere decir que eres curioso, dinámico y tienes buenas habilidades organizativas.

  • ¿Formas parte de un grupo de teatro? Es la prueba de que eres creativo, tienes una excelente memoria, eres elocuente y no te da miedo hablar en público.

  • ¿Practicas un deporte de alto nivel? Pues eres ambicioso, tienes mentalidad de ganador y una gran resistencia ante la presión.

  • ¿Trabajas como voluntario en una organización benéfica? Esto demuestra que eres generoso, sabes trabajar en equipo y ayudar a los demás.

  • ¿Trabajaste por turnos en una fábrica para pagar tus estudios? Debes de tener una gran capacidad de trabajo y espíritu de lucha. Eres alguien que sabe exactamente lo que quiere.

Cada experiencia personal que vives te enseña algo o te permite desarrollar habilidades y cualidades. Estos son los aspectos que debes resaltar para demostrar cómo tu perfil encaja con la oferta de empleo. Es importante hacerlo aunque tu experiencia profesional cuadre perfectamente con la vacante, pues este tipo de detalles son los que influyen en la elección de un candidato.

Adaptar tu currículum a la oferta de empleo es esencial para provocar en el entrevistador ganas de conocerte,ya que demuestra que entiendes cuáles son sus expectativas y que tu perfil encaja con ellas. Es también prueba de tu motivación, pues demuestra que no te conformaste con enviar el mismo currículum que mandaste al resto de las compañías.

Foto de WTTJ

¡Sigue a Welcome to the Jungle en Facebook y abónate a nuestra newsletter para recibir nuestros mejores artículos!

Cécile Nadaï

  • Añadir a favoritos
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en LinkedIn

Descubrir más

Los últimos artículos

Cómo destacar gracias a tus aficiones

Las empresas se interesan cada vez más por las aficiones. Añadir “la lectura, el deporte y el cine” al final de tu currículum ya no basta.

¡Síguenos!

Cada semana en tu bandeja de entrada, una selección de consejos y de nuevas empresas que contratan

Puedes darte de baja en cualquier momento. No somos susceptibles, prometido. Para saber más sobre nuestra política de protección de datos, haz click aquí

Y en nuestras redes sociales: