¿Utilizar videojuegos para evaluar las 'soft skills' de los candidatos? Ahora sí

¿Utilizar videojuegos para evaluar 'soft skills'? Ahora sí

Avalada por estudios científicos y psicológicos, cada vez más equipos de Recursos Humanos emplean la gamificación, una técnica que consiste en el uso de mecánicas y técnicas de diseño de juegos en entornos que no son exclusivos del entretenimiento, por ejemplo, el de los recursos humanos, para poder detectar soft skills entre los candidatos en sus procesos de selección. No hace falta ser un jugador profesional, ni mucho menos, para completar estos videojuegos o juegos dinámicos en línea que también sirven para motivar equipos, dar mayor autonomía a los trabajadores o revelar sus necesidades de formación. Hablamos con varios expertos en el desarrollo de estas tecnologías que, tras haberlas probado, reflexionan sobre las expectativas que genera.

¿Gamificación en un proceso de selección?

Anna Santos solicitó unas prácticas en el Comité Olímpico Internacional (COI) en octubre de 2020. Aunque estaba avisada, no dejó de sorprenderse cuando, durante el proceso de selección, le propusieron realizar una serie de juegos en línea para valorar “sus habilidades y su personalidad”, tal y como le indicaron. “Era la primera vez que me encontraba con un ejercicio de este tipo en el transcurso de una solicitud de empleo. Parecía un juego para dispositivos móviles, de esos que ves constantemente anunciados en webs o en las redes sociales”, explica Anna, que se tuvo que enfrentar a una especie de rompecabezas y a un juego de combinación de memoria y ecuaciones matemáticas, entre otros.

Con lo que en realidad se encontró Anna fue con la aplicación de la gamificación a un proceso de selección de personal, una práctica cada vez más extendida entre las empresas tanto españolas como internacionales. “Con la gamificación se facilita la comprensión y cualquier proceso adquiere un carácter más lúdico”, introduce Nacho Hortal, CEO y cofundador de S4hrtech, una startup española que ofrece una solución tecnológica para evaluar soft skills a través de la gamificación.

Cuentan con siete juegos sencillos, puzzles o pasatiempos, entre otros, que han desarrollado con un equipo de psicólogos y psicómetras, en colaboración con la Universidad Complutense de Madrid, y que analizan las habilidades de los trabajadores para traducirlas a datos que se pueden medir y evaluar de manera objetiva. “Al final, el sistema da un porcentaje de afinidad entre las habilidades del candidato y aquellas que la empresa está buscando”, explica Hortal.

De hecho, esa capacidad de medición es una de las fortalezas de la gamificación y uno de los argumentos que justifican su uso en los Recursos Humanos. Así lo confirma Oscar Garcia Pañella, director del Máster en gamificación y narrativa transmedia de IEBS Digital School: “Para cada acción hay una reacción, se genera una evidencia, se calculan unos puntos, se dan unas recompensas o se consiguen unos logros que alimentan el perfil del usuario y el sistema puede valorarlo”, explica. “Se pueden evaluar soft skills o cualquier otra cosa, a través de indicadores o KPIs (indicadores de rendimiento, del inglés Key Performance Indicator) que pueden ser cualitativos o cuantitativos”, añade.

Leer también en : Decision Makers

¿Mánager y 'control freak'? Aprende a confiar en tu equipo

La importancia de valorar las soft skills

Tener dotes de comunicación u organización, ser empático, tener una buena capacidad para gestionar el tiempo de trabajo, tener facilidad para aprender nuevas habilidades o ser capaz de trabajar de forma independiente, son solo algunas de las soft skills o habilidades blandas más buscadas por las empresas. “Se han convertido en algunas de las variables más relevantes a la hora de predecir el éxito de un candidato en un trabajo, mucho más que la experiencia y que la formación”, afirma Hortal.

“Se han convertido en algunas de las variables más relevantes a la hora de predecir el éxito de un candidato en un trabajo, mucho más que la experiencia y que la formación”

Estas habilidades permiten a los profesionales adaptarse mejor a los cambios y, por eso, detectarlas correctamente es esencial para las empresas. “Históricamente la evaluación de este tipo de habilidades solo se hacía en ejecutivos y directivos de mucho valor en las empresas, porque los métodos eran lentos y caros. Con estas nuevas tecnologías se crean procesos muy rápidos y flexibles, y se hace accesible la evaluación de soft skills a otros perfiles laborales, y a otro tipo de empresas más pequeñas”, explica el CEO de S4hrtech.

¿Cuáles son las ventajas de la gamificación?

“Cuando jugamos nos divertimos, fijamos conocimiento, aprendemos más y damos el máximo de nosotros. La gamificación edulcora ciertos procesos que, a veces, son demasiado aburridos”, apunta Garcia Pañella. De hecho, la gamificación facilita la comprensión y la realización de las tareas, por lo que permite que estos procesos de evaluación sean “más ágiles, accesibles y amigables” para los usuarios, y que estos tengan una mejor experiencia, según Hortal.

Conocer mejor la personalidad del candidato

No hace falta ser un habitual de los videojuegos para completarlos con éxito ya que, aunque de distinta naturaleza y complejidad, suelen ser sencillos y se pueden realizar de manera independiente y completar cuando el candidato lo desee. “Lo puedes hacer mientras vas en el bus”, confiesa Hortal. Esto también permite evitar esas situaciones de nervios o de estrés a las que se puede ver sometido un candidato cuando participa en un proceso de selección o de evaluación, situaciones que pueden alterar ligeramente sus resultados.

Con la gamificación, las habilidades se pueden evaluar de una manera “mucho más natural, sin sesgos y valorando a la persona tal y como es, ya que cuando uno juega, es uno mismo”, afirma Javier Krawicki, cofundador de Nawaiam, una startup argentina que utiliza la inteligencia artificial y la ciencia de datos, en un entorno gamificado, para optimizar este tipo de procesos de selección y evaluación.

Coincide con él Hortal, que, en este mismo sentido, hace mención a la deseabilidad social, un término utilizado en psicología que hace referencia a la tendencia, consciente o inconsciente, que tiene un individuo a responder de una manera que será vista como favorable por los demás. “Cuando estás dentro de juego o una historia, eliminas esa tendencia a intentar responder lo que el otro quiere oír. Estás menos condicionado y los resultados son más auténticos”, reconoce.

“Cuando estás dentro de juego o una historia, eliminas esa tendencia a intentar responder lo que el otro quiere oír. Estás menos condicionado y los resultados son más auténticos”

Procesos de selección más eficientes

Además de esa autenticidad en los resultados, entre las principales ventajas destacadas por las empresas está el hecho de que estos procesos se vuelven más eficientes y se reduce el margen de error, algo que reitera Javier Vidaurreta, jefe de selección de personal para España en WPP, un grupo internacional de publicidad, marketing y comunicación. Su empresa ha empezado a trabajar con la herramienta de Nawaiam para la gestión de procesos de reclutamiento masivos y destaca tres grandes beneficios:

  • Fiabilidad: “Nos ha aportado un conocimiento mucho más profundo, objetivo, cuantitativo y veraz de los candidatos”.

  • Eficiencia: “Permite una mayor optimización del proceso de selección, reduciendo tiempos de dedicación, personas involucradas y los costes asociados”.

  • Experiencia: “Funciona como un refuerzo para nuestra imagen de marca, haciendo que los candidatos interactúen con nuestra compañía de una forma innovadora y moderna”.

El futuro de la gamificación en RR. HH.

Los expertos consultados coinciden en afirmar que el uso de la gamificación para la valoración de soft skills se encuentra en plena expansión. “En España llevamos casi diez años con esta práctica y actualmente está en un punto de madurez. Ya no es solo una cuestión de innovación, es algo que está en la mesa de muchos proyectos que buscan motivar a las personas y conseguir que crezcan en habilidades”, confirma Garcia Pañella.

“Lo están aplicando grandes corporaciones, pero también startups y pymes, ya que sus costes se pueden ajustar a todo tipo de necesidades”, dice Garcia Pañella. De hecho, el experto apunta a un desarrollo exponencial para los próximos años: “Actualmente el nivel de competencia digital es más elevado porque ya tenemos muchos millennials y centennials que están entrando en el mercado laboral, por lo que las expectativas para este tipo de tecnologías son absolutamente brillantes”.

Por otra parte, otro de los usos más extendidos de la gamificación es el de gestionar el talento y evaluar internamente el desempeño de los empleados. “Las empresas identifican qué habilidades tienen en cada área y, en función de sus necesidades, pueden mover empleados de un departamento a otro, colocarlos en proyectos específicos o detectar si esos empleados necesitan una formación concreta”, menciona Hortal. De hecho, los expertos afirman que el uso de mecánicas gamificadas también se va expandiendo a otros ámbitos de los Recursos Humanos para:

  • Potenciar el conocimiento de la empresa, especialmente entre los recién llegados.
  • Motivar la capacitación y la formación continuada de los empleados.
  • Aumentar la satisfacción laboral y la autorrealización del trabajador.
  • Inculcar el espíritu y la cultura de la empresa.
  • Potenciar el trabajo en equipo y la colaboración entre compañeros.
  • Comunicar medidas de prevención de riesgos laborales.

Y si bien el futuro de este tipo de procesos resulta prometedor, el director del Máster de IEBS Digital School recuerda: “Está comprobado que funcionan, pero, evidentemente, la gamificación tampoco es magia, es una herramienta más y así tiene que entenderse”.

Foto de WTTJ

Sigue a Welcome to the Jungle en Facebook, LinkedIn, Instagram o Twitter y suscríbete a nuestra newsletter para recibir nuestros últimos artículos.

  • Añadir a favoritos
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en LinkedIn

Descubrir más

Los últimos artículos

¡Síguenos!

Cada semana en tu bandeja de entrada, una selección de consejos y de nuevas empresas que contratan

Puedes darte de baja en cualquier momento. No somos susceptibles, prometido. Para saber más sobre nuestra política de protección de datos, haz click aquí

Y en nuestras redes sociales: